Virgen María Madre de Dios

 

Milagro: ESCOLTA DESCONOCIDA

Un granadino, residente en Madrid, apresado a primeros de octubre de 1.936 por el Frente Popular, llegó a los pocos días a la cárcel del Duque de Sexto (Convento de los Antonianos), donde se encontraban unos mil presos.

Nuestro protagonista quedó libre de este su primer cautiverio, el 27 de noviembre. Pero con un colofón primorosamente granadino.

Le habían quitado, al entrar, una gran medalla de la Virgen de las Angustias. Él la exigió, al notificarle la orden de libertad. Se la niegan. Persiste. Resisten despectivamente. Él se empeña, hasta negarse a salir sin su medalla. Al fin se la tiran delante, añadiendo:

-¡Para lo que te va a servir!

Sale del despacho. Se le acerca un miliciano que había presenciado la escena y le dice:

-Espera un poco para salir conmigo, y si alguno pregunta por ti no contestes.

En efecto, sale en su compañía al poco rato, llevando el fusil del miliciano, y dejando a la puerta un coche que pregunta por él. Sin duda para liquidarle, como habían hecho cinco días antes con un hermano suyo, al salir, igualmente libre, de la cárcel de Porlier.

La Virgen le había ofrecido una escolta en aquel miliciano, que no conoció antes, ni volvió a ver jamás.

Cien metros después le entregó dinero para el tranvía, le recogió el fusil y la manta y desapareció…

                            Jesús González Bueno, S.I. Cartuja (Granada)  
                              (Conoce personalmente al protagonista y ha tenido personalmente en sus manos la medalla de la Virgen.)

 

Puedes leer más milagros AQUI

Puedes ver vídeos de milagros AQUI

 

 

de CatholicosOnline