Virgen María Madre de Dios

 

Milagro: Perseguidos a Muerte

En una de las diversas contiendas políticas de México, la señora Margarita Pérez Gavilán, esposa de Ignacio M. Altamirano, se vio obligada a huir con su marido, para no caer en poder de los atacantes, que asediaban el pueblo en que vivían.

Perseguidos, buscaban inútilmente un lugar donde ocultarse.

Al pasar por un callejón solitario, cuyas casas permanecían herméticamente cerradas a causa del combate, la desesperación se apoderó de don Ignacio.

En un arrebato de locura, manifestó a su esposa que estaba dispuesto a matarla antes de verla en poder de sus enemigos.

Ante este nuevo peligro, doña Margarita redobló sus invocaciones a la Virgen de Guadalupe.

Imploró su auxilio y se puso confiadamente en sus manos:

-Solo Tú, que viniste a mostrarnos tu compasión en nuestras penas y dolores, puedes ayudarnos.

No se hizo esperar el socorro oportuno de la Guadalupana.
Instintivamente se acercaron a una puerta y vieron con sorpresa que no estaba con llave.

Entraron y sólo encontraron a un grupo de mujeres refugiadas allí. Como don Ignacio era el único hombre, le indicaron que se tendiera en el suelo y lo cubrieron totalmente con una manta.

Casi enseguida irrumpió un pelotón de soldados con armas en las manos, buscando a la pareja fugitiva.

Registraron minuciosamente todos los rincones de la casa.
Al ver el bulto tendido y cubierto con la manta, preguntaron qué cosa era. Les contestaron que una <<mujer mareada.>>

Los soldados, al instante, salieron en busca de los fugitivos, a quienes naturalmente no encontraron. No es de extrañar que ante este hecho, don Ignacio dejara consignado en el templo de N.ª Sra. de Guadalupe, de Tixtla:

<<El día en que la Virgen de Tepeyac deje de ser venerada en esta tierra, no sólo se habrá deshecho la nacionalidad mexicana, sino aun el recuerdo de los habitantes de México actual, se habrá borrado de la memoria. –Ignacio M. Altamirano.>>

 

          MANUEL GARIBI TORTOLERO Guadalajara (México), enero 1955.)

 

Puedes leer más milagros AQUI

Puedes ver vídeos de milagros AQUI

 

 

de CatholicosOnline